pixel fb camp
telefono Lunes a Viernes
8 am a 21 pm

contacto

contacto
¿Necesitas ayuda?

Mujeres y trabajo: éxito profesional versus vida personal

SaludFamiliaArtículo2 de marzo de 2020

¿Cómo establecer este balance exitosamente y sin sentir culpa?

Share this

En 2019, el Banco Mundial estableció que un 53% de la fuerza laboral a nivel Mundial es femenina. Sin embargo, desde el comienzo del ingreso de la mujer al mundo del trabajo, existe un conflicto que se repite y que hasta el día de hoy no logra encontrar solución clara: ¿cómo puede una mujer equilibrar el querer crecer en su carrera, con el anhelo de tener una vida personal rica y bien cuidada?

Si bien igual muchas mujeres lo hacen día a día, el combinar el trabajo con proyectos personales como una familia o hijos, sigue siendo un motivo de gran culpa para las mujeres.

Así mismo, aunque cada vez vemos más mujeres en cargos directivos y de poder, también sabemos que las mujeres que han llegado a ellos, han tenido que hacer un gran sacrificio, muchas veces dejando de lado el desarrollo de su vida fuera de la oficina.

¿Qué medidas podemos tomar para intentar lograr este balance? Aquí, algunos consejos:

  • Primero que todo, establece cuáles son tus prioridades. Todos necesitamos trabajar, pero quizás si tu prioridad es tener tiempo libre, no debieras tomar un trabajo que tenga horarios muy rígidos.
  • En el caso de que tengas familia, recuerda ésta se construye de a dos, por lo cual es primordial que no te eches encima todas las responsabilidades de la casa o los niños. Convérsalo, delega y ten en cuenta que tú tienes tanto derecho como tu pareja de realizarte en tu vida profesional.
  • Optimiza tus tiempos. Si, por ejemplo, quieres combinar trabajar, poder hacer deporte y pasar tiempo con tus niños, puedes optar por ir al gimnasio en la mañana o en la hora de almuerzo y estar con ellos en la tarde. Incluso si te significa un sacrificio, sentirás que dispones de más horas para estar con los tuyos.
  • Hazte la vida más fácil. Algunos ejemplos: Si odias plancharte el pelo todas las mañanas, busca otro peinado o hazte un alisado permanente. O si te es cómodo y puedes pagar a alguien que te planche la ropa y eso te va a ahorrar horas de trabajo en casa, hazlo. No hay nada de malo en buscar facilitarte la vida.
  • No te tortures por la cantidad de tiempo que no estás en casa, sino que promueve que el tiempo que sí estés sea de calidad. Ponle atención a tus niños cuando estés con ellos y deja de lado el celular en ese rato. Hazlos sentir que realmente les pones atención y probablemente, aunque estés con ellos menos de lo que te gustaría, ellos no se sentirán desatendidos.
  • En el caso de que trabajes desde casa, establece un lugar físico determinado para realizar tu labor, donde no sea vea televisión, no entren los niños ni tengas interrupciones. Tu familia debe entender que tu trabajo es importante para ti, y respetarlo.
  • Por último, si alguna vez tu vida personal accidentalmente se interpone con tu vida laboral (por ejemplo, estás en un conferencia telefónica mientras trabajas desde casa y tu hijo pequeño entra a tu oficina llorando a gritos porque se cayó), tómalo con tranquilidad, pide permiso y arregla la situación con calma. Luego vuelves. Ese tipo de situaciones no te hacen menos profesional, sino que simplemente humana.

Zurich no asume ninguna responsabilidad por los comentarios y/o recomendaciones aquí contenidos, su utilización o consideración son de exclusiva responsabilidad del lector.