pixel fb camp
telefono Lunes a Viernes
8 am a 21 pm

contacto

contacto
¿Necesitas ayuda?

Alimentación sostenible y cuidado del medio ambiente

SustentabilidadArtículo15 de septiembre de 2023

¡Nuestro nuevo artículo en el blog de Zurich te sumerge en el fascinante mundo de la alimentación sostenible y su impacto en el medio ambiente! Desde reducir el desperdicio hasta apoyar prácticas agrícolas amigables con la Tierra, cada bocado cuenta.

Share this

¿Qué es la Alimentación Sostenible?

La alimentación sostenible, también conocida como alimentación sustentable o alimentación responsable, se refiere a un enfoque consciente y equilibrado hacia la elección y consumo de alimentos que tiene en cuenta tanto la salud humana como el impacto ambiental y social de la producción de alimentos. Implica tomar decisiones informadas para nutrir nuestro cuerpo de manera saludable y al mismo tiempo minimizar el daño al medio ambiente y apoyar sistemas agrícolas y alimentarios que sean respetuosos con los recursos naturales, la biodiversidad y las comunidades locales.

En la búsqueda de soluciones para los desafíos medioambientales que enfrenta nuestro planeta, la alimentación sostenible ha surgido como una poderosa herramienta para fomentar un equilibrio entre nuestras necesidades nutricionales y la conservación del entorno. A medida que la conciencia sobre la crisis climática crece, cada vez más personas están reconociendo la importancia de adoptar hábitos alimenticios que minimicen su impacto en el medio ambiente. En este artículo, exploraremos cómo la alimentación sostenible desempeña un papel crucial en la protección de nuestro planeta y en la construcción de un futuro más verde.

Situación actual en Chile

De acuerdo con los datos proporcionados por la FAO y la Agencia Mundial contra el Hambre, en Chile se desperdician alrededor de 63,3 kg de pan por familia cada año, lo que representa aproximadamente el 16,7% del consumo promedio de la población nacional. Paralelamente, las Naciones Unidas han ratificado que en la actualidad, cerca de un tercio de toda la producción de alimentos, es decir, aproximadamente 1.300 millones de toneladas con un valor cercano al billón de dólares, se desperdicia, ya sea en los cubos de basura de los consumidores y minoristas, o debido a prácticas deficientes en el transporte y la recolección.

Es esencial reconocer que más allá del producto que consumimos, su fabricación está intrínsecamente vinculada a la explotación de recursos naturales, energéticos y químicos. Por ejemplo, cuando desechamos un huevo, no solo estamos descartando el propio huevo, sino también desperdiciando hasta 200 litros de agua que se utilizaron durante su proceso de producción.

¿Cuáles son los beneficios de adoptar una alimentación sostenible y contribuir al cuidado del medio ambiente?

1. Reducción de la Huella Ambiental

Uno de los pilares fundamentales de la alimentación sostenible es la reducción de la huella ambiental. La producción de alimentos convencionales a menudo implica un consumo excesivo de agua, la emisión de gases de efecto invernadero y la deforestación. En contraste, los métodos agrícolas sostenibles, como la agricultura orgánica y la permacultura, se centran en la conservación de los recursos naturales y la minimización de los residuos. Al consumir alimentos provenientes de estas prácticas, contribuimos a disminuir la presión sobre el medio ambiente y a preservar la biodiversidad.

2. Menor Emisión de Gases de Efecto Invernadero

La producción de alimentos convencionales es responsable de una gran parte de las emisiones de gases de efecto invernadero. Desde la agricultura industrial hasta el transporte y el envasado de alimentos, cada etapa del sistema alimentario contribuye a la crisis climática. Optar por alimentos locales y de temporada no solo apoya a los productores locales, sino que también reduce la distancia que los alimentos deben recorrer para llegar a nuestra mesa, disminuyendo así las emisiones asociadas al transporte.

3. Preservación de la Biodiversidad

La alimentación sostenible también juega un papel vital en la preservación de la biodiversidad. La monocultura y el uso intensivo de pesticidas en la agricultura convencional han llevado a la pérdida de diversidad de cultivos y al declive de las poblaciones de polinizadores como las abejas.

En cambio, las prácticas sostenibles promueven la diversidad de cultivos y la rotación de cultivos, lo que mejora la salud del suelo y la resistencia de los cultivos a las enfermedades. Al apoyar la producción de alimentos de manera sostenible, contribuimos a mantener un ecosistema saludable y equilibrado.

4. Reducción del Desperdicio de Alimentos

La alimentación sostenible no se trata solo de cómo se producen los alimentos, sino también de cómo los consumimos. El desperdicio de alimentos es un problema global que no solo representa una pérdida de recursos, sino que también genera emisiones de gases de efecto invernadero cuando los alimentos en descomposición liberan metano. Al comprar y consumir de manera consciente, planificar las comidas y aprovechar al máximo los ingredientes, reducimos significativamente el desperdicio de alimentos y su impacto ambiental.

En resumen, la alimentación sostenible se erige como una solución tangible y poderosa para mitigar los efectos del cambio climático y preservar el delicado equilibrio de nuestro ecosistema. Desde la elección de alimentos orgánicos y locales hasta la reducción del desperdicio de alimentos, cada acción que tomamos en nuestra vida diaria puede contribuir al bienestar del planeta. Al adoptar un enfoque consciente hacia nuestra alimentación, no solo estamos cuidando de nuestra salud, sino también del futuro de las generaciones venideras y de la rica biodiversidad que nos rodea.

Zurich no asume ninguna responsabilidad por los comentarios y/o recomendaciones aquí contenidos, su utilización o consideración son de exclusiva responsabilidad del lector.